Arbol de donde se obtiene el aceite de enebro

Aceite de enebro

Los poderes terapéuticos del aceite de enebro son esencialmente digestivos, reumáticos, relajante muscular, expectorante, antiespasmódico y antiséptico.  El uso del aceite esencial de enebro está indicado en varios casos de molestias como el caso de exceso de ácido úrico, dolores musculares en el cuerpo, reumatismo, gripe, tos, bronquitis, ácido úrico, el estrés o la ansiedad y muchas otras enfermedades. El aceite de enebro se utiliza tanto externa (masajes, baños relajantes o junto a compresas calientes) como internamente (inhalación por difusor o vapor o gárgaras).

Propiedades del Aceite de enebro


Este aceite esencial de enebro tiene muchas virtudes. En primer lugar, es un gran equilibrador del sistema nervioso, siendo también energizante, digestivo y diurético y ayuda a luchar contra el sobrepeso y la celulitis. Como antiséptico, también cura enfermedades urinarias. Estimula la eliminación del ácido úrico y promueve la eliminación de toxinas.

El aceite de enebro es un excelente analgésico y puede aliviar los dolores reumáticos y musculares. El aceite esencial de enebro ayuda a aliviar el dolor de reumatismo, ya que este aceite esencial alivia la mayoría de las inflamaciones articulares (artritis, artritis, ciática, gota). El aceite esencial de enebro es bueno para el equilibrio del sistema nervioso.  Gracias a su propiedad antiséptica, que actúa eficazmente sobre las infecciones de las vías urinarias y respiratorias, ofrece un alivio y una mejora en corto tiempo.

En el cuidado de la piel, el aceite esencial de enebro trata las infecciones de origen bacterianas y fúngicas y diversas enfermedades de la piel, como acné, dermatitis y eczemas. Del mismo modo se utiliza en cosmética para la lucha contra la caída del cabello. Además, favorece el adelgazamiento, evitando la acumulación de grasa. El aceite de enebro también es conocido por su acción descongestionante venoso, siendo capaz de ayudar a combatir la celulitis tratándola en profundidad y previniéndola.

 

Usos del aceite de enebro

MasajesEstres - AnsiedadPielCuero cabelludoBaños de asiento

El aceite de enebro tiene funciones antiespasmódico, depurativo, diurético y astringente, muy utilizado comúnmente mediante un masaje con unas gotas de aceite de bayas de enebro para activar la circulación sanguínea y circulación linfática, al mismo tiempo que ayuda en los procesos de eliminación de toxinas en todo nuestro cuerpo. El masaje siempre debe realizarse diluyendo el aceite de enebro con un aceite vegetal.

Para realizar un masaje para tratar o prevenir la celulitis se añaden en 20ml de aceite de almendras o de macadamia 5 gotas de aceite esencial de enebro, 5 gotas de aceite de geranio y otras 5 de aceite esencial de cedro y se masaje en profundidad la zona celulítica. Se recomiendo realizar este masaje 2 veces por día para notar los resultados en poco tiempo.

En caso de padecer ciática o lumbago, se masaje la zona baja de la espalda con 10 gotas de enebro junto a 5 gotas de aceite esencial de gaulteria en 10ml de aceite de oliva o de almendras. Posteriormente se aplica una compresa caliente para aliviar el dolor.

También se puede usar el aceite de enebro para aliviar los síntomas producidos por el estrés o la ansiedad. Se hace una mezcla con 4 cucharadas de aceite de almendras, cinco gotas de aceite esencial de enebro, cinco gotas de aceite de mandarina con ocho gotas de aceite esencial de sándalo. Se realiza un masaje suave y lento, masajeando todo el cuerpo para que pueda absorber todas las propiedades relajantes de los aceites.

Gracias a sus propiedades antisépticas y astringentes, el aceite esencial de enebro es eficaz en la lucha contra el acné y la seborrea, así como en dermatitis de tipo eczema, aplicándose una compresa en la zona a tratar. Teniendo siempre en cuenta que no se puede aplicar el aceite de enebro directamente en la piel, se diluye siempre en un aceite de origen vegetal, como el aceite de oliva, de almendras, argán o rosa mosqueta o, para el caso de la cara, se puede aplicar el aceite esencial junto a una crema hidratante, para obtener un plus de hidratación que aportara la crema.

Para tratar los problemas que conllevan el acné, la psoriasis o la dermatitis, se mezclan cuatro gotas de aceites esenciales de enebro, ocho gotas de aceites de lavanda con otras ocho gotas de aceite esencial de geranio en cuatro cucharadas de cualquier aceite vegetal a nuestra elección.

Del mismo modo podemos usar el aceite esencial de enebro para nuestro pelo y cuero cabelludo, siendo muy efectivo para tratar la pérdida de cabello. Para ello debemos mezclar en nuestro champú de uso diario unas cuantas gotas de aceite de enebro. Además, podemos usar una mascarilla a base de aceites antes de lavarnos el cabello. Nos aplicamos por todo el cuero cabelludo una hora antes de lavárnoslo 20 ml de aceite vegetal con 10 gotas de aceite de enebro y 10 gotas de aceite de geranio. Deberemos esparcir bien los aceites por todo el cuero cabelludo.
El aceite de enebro también se utiliza en baños de asiento, siendo una buena solución a los problemas de hemorroides, aliviando de forma notoria sus síntomas. Debido a sus propiedades antisépticas y expectorantes, este aceite esencial está indicado para el tratamiento de infecciones del tracto respiratorio tales como bronquitis, gripe y tos. Para usar el aceite esencial de enebro en estos casos, al igual que con el baño de asiento, se debe calentar en un balde, agua caliente al punto que sea capaz de soltar vapor, y añadir a continuación 10 gotas de aceite de enebro.

Obtención del aceite esencial de enebro

Conocido por el nombre botánico Juniperus communis, el enebro es un arbusto espinoso perteneciente a la familia Cupressaceae y se encuentra en la mayor parte de Europa. Este árbol de hoja perenne puede crecer hasta seis metros de altura, pudiendo durar hasta cien años y siendo necesario, al menos dos años, para dar frutos maduros. Sus frutos son unas pequeñas bayas que cambian de color durante los primeros años de crecimiento. Al principio son verdes, que al cabo de un año de su nacimiento se vuelven negros. El enebro se utiliza para condimentar los alimentos y bebidas, y crea el aroma característico de la ginebra. Su descubrimiento por los seres humanos se remonta a la antigüedad, utilizándose frecuentemente en el marco terapéutico y religioso.

El aceite esencial de enebro se extrae mediante destilación al vapor de las bayas de enebro secas. El aceite obtenido de este proceso tiene un aroma distintivo balsámico, fresco y dulce.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *