Aceites esenciales antiarrugas

Los aceites antiarrugas son un conjunto de aceites esenciales lleno de nutrientes para la piel, hidratándola y reduciendo las arrugas de la cara. Cuando se aplican los aceites antiarrugas sobre la piel, notaras como el aceite es completamente absorbido por la piel. La piel es resistente al agua pero no a los aceites esenciales, por lo que cualquier aceite antiarrugas entrara a la epidermis aportando todos sus nutrientes y propiedades. Si se tiene una piel con todos los nutrientes esenciales y bien hidratada, funcionara mejor y tendrá más capacidad para enfrentarse a las agresiones externas y al envejecimiento. Además, los aceites esenciales antiarrugas son protectores contra el sol, evitando así los efectos del envejecimiento prematuro de la piel.

¿Usar aceites antiarrugas o cremas antiarrugas?

Las cremas antiarrugas están compuestas en más del 65% de agua, por lo que más que nutrir la piel, lo que se consigue es hidratar la piel con las cremas antiarrugas. AL tener la piel hidratada, las arrugas se expanden, notando un efecto óptico de reducción de arrugas, aunque con el paso de las horas la piel se deshidratara y la arruga tendrá la misma apariencia que antes.

Por otro lado, cualquier aceite antiarrugas no contiene nada de agua y si muchos nutrientes, entre los que se destacan ácidos grasos esenciales y vitaminas, que mantienen en optimo estado la piel, reduciendo la posibilidad de aparición de nuevas arrugas en la cara.

Como aplicar los aceites esenciales antiarrugas

Los aceites esenciales antiarrugas no se deben aplicar directamente sobre la piel, ya que son irritantes debido a su composición llena de nutrientes. Para aplicar sobre la piel, se debe mezclar el aceite antiarrugas con un aceite vegetal  al 1% o 2% para realizar un masaje en profundidad y que entre en la piel el aceite antiarrugas. El aceite de rosa mosqueta es una buena opción para añadir al aceite antiarrugas, ya que ayuda a reparar cicatrices y reparar la piel. El aceite de argán también es otra opción, ya que ayuda a mantener la piel hidratada y no es nada agresivo.

Aceite Ylang Ylang

El aceite esencial de ylang ylang es un buen aliado de la piel ya que posee numerosas propiedades que la hacen adecuada para incluir en el tratamiento de nuestra piel. Se puede aplicar este aceite esencial en la cara como un antiarrugas, para regular la producción de grasa (ideal para pieles grasientas) y para hidratar en profundidad la piel, evitando las pieles secas agrietadas.

Aceite de moringa

El aceite esencial de moringa se usa en caso de pequeñas arrugas y en pieles secas o poco cuidadas para devolverle un buen estado. Gracias a que el aceite de moringa tienen vitamina E y es rico en antioxidantes, su uso diario lo convierten en un natural antiarrugas. También tiene ácidos grasos esenciales que nutren e hidrata la piel, por lo que es una buena combinación el aceite de moringa con una buena crema hidratante para potenciar los efectos antiarrugas de la moringa.

Aceite de zanahoria

El aceite de zanahoria es un buen complemento para el tratamiento de las arrugas marcadas, marcas de expresión y manchas en la piel. Solamente es necesario aplicar unas cuantas gotas a la crema hidratante que usemos de forma habitual para empezar a notar todos sus efectos sobre la piel. Gracias a su alto contenido en vitamina A, además de tener un efecto antiarrugas protege e hidrata la piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *